miércoles, 3 de abril de 2013

Questiones sive pamplinas (et in idipso iure)


Un quisque que presume de probo fiel no-contestatario, cursillista aventajado para diplomado de comulgante con ruedas de molino, ha publicado en su blog un test para espolear a (así dice el susodicho) "determinados especímenes que se hacen llamar 'tradicionalistas' " (sic).

Cuando el mentecato aparece por aquí, por no sé qué atracción fatal que ExOrbe parece ejercer sobre sus débiles resistencias a lo perverso (la perversión de ExOrbe es célebre aquende, allende, el ultramar y la mar océana), sus pamplinosos comentarios terminan, casi siempre, en la papelera, un sitio más que honroso, dada la especie. Pero atendiendo a la malintención de un conspícuo compadre que me ha notificado el test de marras, pasamos a responderlo, con sumo regodeo, con indisciplina mordiente y sarcasmo irritante, ¡con mucho gusto, cómo no! (que decía un alto prelado, para disimular); conque ahí va el responsorio:

1) ¿Es válida una confesión sin estola?

R: Depende del pecado a absolver y la posición del penitente. Verbigracia: Si es pecado contra septimum, temiéndose el hurto de la prenda litúrgica, se puede prescindir de ella; cfr. Paravinensis (De poenitentia virorum et estolandas questiones in libris III. Neapolis 1673), siempre y cuando no quede el confesor con el retrorsum al aire y sub expositione de sus carnes pudendas.

2) ¿Es herético un discurso pronunciado sin muceta?

R: Si el discurso es profano, sin muceta, sin puñetas atque sine bragas, incluso. Aténgase el usuario, siempre y en todo caso, a la costumbre y usos locales. Si persistiera la obtusa duda, consúltese sobre el particular al más ordinario del lugar. // Escolio: Si, por desventura, tratásese de discurso pontificio ex balcone et in prima apparitione in carne mortal del electo qualséase su estampa y/o gusto, y/o consuetudinario look pre-pontifical, lo propio, hasta el presente, es el uso de tan reverenda prenda, que, según antiquísma atque venerabilísima tradición, proviene de las labores de punto pelota de la suegra de San Pedro (Sancta Perpetua, ni mártir, ni virgen, todo lo contrario), que le regaló a su estimadísimo hijo político una muceta de lino y púrpura de Tiro, con capuchón para la calva, que el relente del Mar de Galilea es muy traicionero, ya se sabe (o se sabía) - cfr De paramentis et usu antiquorum etc. cap. XXXIXº ~ app. 4º ad 1¨ss -.

3) ¿Enseñas al que no sabe?

R: Como estoy demostrando y practicado hic et nunc: Ita! Con suma predilección por la instrucción de rústicos, iletrados y analfabetos cerriles.

4) ¿Es más eficaz una bendición impartida desde la silla gestatoria o desde el papamóvil?

R: Depende de la velocidad del vehículo, el grado de inclinación angular de la sedia, el sesgo de la rotación de la muñeca (diestra) del sujeto bendicente y la aproximación relativa en plano y perspectiva del sujeto y/o objeto bendecido. A saber:

a) la angulación con intersección escorada de mecida (si es gestatoria) o arranque-frenado-bache (si es papamovil) puede de tal forma desequilibrar el trazo cruciforme de la benedictio que quede sin efecto propio por desvirtuación del campo interaccional bendición/bendecido

b) si la movilidad (ya sea sediaria o papamovilizada) desestabiliza al bendicente con efecto desequilibrante atque cum perículo suae integritatis státicae, la acción propiamente benedictoria queda en suspenso pro conmotione benedictoris effectu, perdiendo, así, su eficacia por riesgo de sucumbencia papalis seu precipitatio in terra

c) cuando la celeridad del paso de los sediari supera las 75 losas por minuto o la velocidad papamovilística alcanza los 55'40 kms/h, la extrema motilidad del bendicente (si no precipita seipsum u atropella a alguna incáuta y/o entusiasta víctima) no parece fijar suficientemente la bendición en sí con el sujeto u objeto a bendecir, quedando por tanto, sub conditione ad repetitionem rallentinantem (cfr. el interesante y perito estudio de Planker, Blumker y Tomkler sobre efecto doppler y bendición motorizada, muy ilustrativo al respecto)

5) ¿Visitas y cuidas a enfermos?

R: Depende: Del enfermo, del cuidado y de la visita. Del momento, de la oportunidad y de las circunstancias. De la hora, del tiempo y del entorno. De todas formas, procuro no sacar nota de prensa y que no sepa el vecino del piso de al lado lo que hace la vecina del piso de arriba (o el inquilino de la planta de abajo). Tampoco me hago fotos (ni con el enfermo, ni con el cuidador, ni con las visitas). Cosas mías, rarezas mías; lo asumo.


6) ¿Confirma a los hermanos mejor el Papa desde una tarima elevada o a ras de suelo?

R: Si tiene muchos hermanos que confirmar, lo mejor es entallarlos y comenzar por los más enanos, estando sentado el Papa en un taburete bajo, sin tiara (of course), para no enanecer más a los piccolini. Después, en silla normal, que crisme a los de talla mediana común. Y cuando lleguen los hermanos de basketball, que se suba al tronetto y/o utilice en casos de extrema talla la pértiga intincta en sacro crisma, con cuidado de no chorrear sicut unguentum in capite quod descendit in barbam barbam Aaron (cfr. Sal 132)


7) ¿Vas a visitar a presos?

R: Interesante pregunta, me alegro mucho de que me pregunte Ud. al respecto ¿Se refiere Ud. a presos de toda laya, crímen y castigo? ¿O se refiere, por ventura, a presos preferidos y/o escogidos y/o pre-seleccionados por discriminación positiva de estado, pena, edad, extracción social, peligrosidad, inclinaciones, cargos, tiempo de condena cumplido y/o por cumplir? Etc. etc. etc... Interesante questión, como le iba diciendo (tampoco tengo fotos, sorry much)


8) ¿Un Papa sin tiara es Papa o no es Papa?

R: ¿Y un almirante sin bicornio? ¿Y un bombero sin casco? ¿Y un torero sin montera? ¿Y coronel sin quepis? ¿Y un guardiacivil sin tricornio? ¿Y un legionario sin chapiri? ¿Y un rey sin corona? ¿Y un nazareno sin capucha? ¿Y un campeón sin laureles? ¿Y un indio sin plumas? ¿Y un rajá sin turbante? ¿Y Caperucita sin caperuza? (por cierto que todos estos gorros se los ha puesto el Papa - los últimos Papas, quiero decir - en vez de la sacra tiara). En fin, quede la inteligentísima pregunta en el aire (felicitaciones al inteligentísmo preguntante, cuyo fino ingenio y discursiva pesquis revelan su extraordinaria agudeza al plantear tan sagacísima cuestión, en la que no habíamos caído: Gracias!)

9) ¿Rezas por los que te persiguen y calumnian?

R: ¡Ahí me has pillao! Tengo un pléito con mi ex-suegra y he pedido asistencia asesorada a la Bruja Paca, que me ha recomendado para el caso dos docenas y media de velas negras atadas con trenza de pelo de gato negro viudo, con efecto fulminante. A prueba está el remedio. Si me sale y mi suegra se descoyunta el coxis con luxación del escafóides pineal y el túnel metacarpiano del hipocerebelo, ya estoy encargando un cargamento de velas negras y un rollo king size extralargo de crin de gato negro trí-viudo. ¡Van a caer muchos, aviso!!!


10) ¿Qué parte de tus ganancias das a la Iglesia?

R: Ejem, ejemmmm...puessss...yo...en fin...Vamos, que yo lo que todo fiel corriente y moliente: El diezmo de la ruda y el comino, del anís y la yerbabuena, cumplidamente, toítos los años. Y compro lotería de Navidad de la Parroquia y dejo el reintegro (si no toca mucho). Y los Viernes de Cuaresma doy a Cáritas un cuarto y mitad de leuro. Y cuando pide el cura para el óvulo de San Pedro, le mando media docena de óvulos de codorniz (en crudo). Ah, y pago la cuota de la Hermandad de Ánimas y compro una papeleta de la rifa del cochino de San Antón. Y no doy más porque no puedo, que si pudiera...Ni la Duquesa de Alba da más en comparación, como yo digo.

11) ¿Es más importante corregir el uso de la muceta o consolar a un hermano?

R: ¡Hombre! ¡¡¡La muceta, por San Berengario bendito: la mu-ce-ta!!! Así, así está la Iglesia, que ya no se distingue entre una muceta y un desconsolado. Que desconsolados hay muchos por ahí sueltos, pero mucetas cada vez hay menos, siendo una prenda en peligro de extinción, como bien se sabe y debe decirse: Las mucetas se extinguen, los desconsolados proliferan. Señores míos: Hora es ya de instituir el 'Día de la Muceta Abandonada', a ver si esta irreverente canalla pestilencial corrije funestos y deshonrosos yerros vestimentales, ornamentales y estamentales. Y a los brothers desconsolados, que les den arrope (o chupa-chups).

12) ¿Sobre qué cuestiones anteriores crees que te preguntará Cristo el Día del Juicio Final?

R: ¡Buena pregunta! Si te enteras, sóplamela, pásala: Dímela, por fa, please, please, ¡¡¡venga!!! ¿Vale?


13) ¿Te ha parecido populista este examen?

R: Populista no: Ppopular-Ppepero. Vamos, que se ve a la legua que el test lo ha elaborado un ppero vergonzante. Hasta puede que sea adicto al HazteHuir y todos esos.

¿A que sí? ¿A que vas a las manifas y demás saraos pseudo-católicos? Y confiésalo: ¿ A que fuíste in illo témpore rabioso-rabiante juanpablista y ahora, hodierna die, te sientes rematadamente  francisquista entusiasmado-entusiasmante, también?

Ay, ay, ay!...


p.s. No pongo el enlace al test y el blog porque no lo sé (y aunque lo supiera: al enemigo, ni agua; a los pamplinas, ni aire).


&.

17 comentarios:

Miles Dei dijo...

Ad pamplinandum, por reir más que llorar:

Noto en el test una cierta tendencia a negar el juicio particular.

En efecto, todo católico sabe que el juicio final no es más que una ratificación pública ante todas las gentes de la setencia del juicio particular. Es en el juicio particular donde se hacen las preguntas pertinentes, siendo la presentación del juicio final como una lectura de sentencia con fundamentos de derecho y todo eso promulgada en BOE escatológico.

Obviamente, el autor refleja con dicho cuestionario una tendencia a la escatología de fase única, que como sabemos se caracteriza por negación del estado intermedio y unificación del juicio particular y final. Sería uno de los frutos más característicos de la teología posconciliar de los setenta-ochenta, que habría dado lugar a minimizar el purgatorio, entre otras cosas (algo que sí reviste cierta importancia en el orden de la caridad). De ahí entiendo que no exista referencia alguna a la posible necesidad de que lo que él considera un especimen tradicionalista. No se contempla que pueda purgar y purificarse por sus pecados a través del buen hacer espiritual de las oraciones y sacrificios de los hacedores de tests. En todo caso lo que deja este test es una condena definitiva y vista para juicio final que, como bien queda relatada, es una pamplina absoluta y un estilo poco caritativo de juzgar al prójimo que incurre en aquello mismo que cuestiona en peor medida. Impiedad, que se observa principalmente en el abandono de la piedad litúrgica en la cual la caridad bien entendida sabe desenvolve su propio orden.

Beatrice Atherton dijo...

Vaya que me ha hecho reír querido pater Terzio, y me ha entrado la curiosidad por saber quién es el ocioso que se dedica a hacer este test caza-tradis.
¡Felices Pascuas!
Beatrice

Revista El Sacristán Serrano dijo...

Estimado don Terzio:

Me he reído un buen poco con su post. La verdad toda este oscurecimiento culpable de la razón (o en palabras de Santo Tomás "estupidez) que algunos cometen con el pretexto de defender al Papa lo único que provocará será una masiva apostasía de estos mismos "apóstoles" cuando las cosas se pongan más duras.

Un fuerte saludo pascual

Anónimo dijo...

Don Terzio
Simplemente ¡brillante!
Javier del Río

Ἰουστινιανός dijo...

Me quito el cráneo...

Lo peor de todo es que no pocos fieles creen lo mismo que el autor del pseudoexamen. Al fin y a la postre, esto no es más que otro pataleo neocón que, con la excusa de "volver a las esencias", pretende apuntalar la revolución conciliar.

Además del tono de superioridad moral que se da el sujeto en cuestión.

Kyrie eleison

PS: recomiento este antídoto: http://opportuneimportune.blogspot.com.es/2013/03/loquimini-nobis-placentia.html

Anónimo dijo...

¡¡Imprezionante!! (Jesulin de Ubrique)

Aracelis dijo...

Genial Don Terzio.
La carcajada que me provoca su articulo de hoy, me hacia mucha falta.
Asunto de medicos y preocupante.
Gracias por las risas.Ruege por mí.
Me imagino a la suegra de San Pedro, riendo en el Cielo.

Farenas dijo...

Pero yo me he quedado con una duda producida por dos (o tres) preguntas: ¿tu mano izquierda tiene que saber lo que hace la derecha?...Sea como sea, el test es muy divertido. Pero mi pregunta de verdad es ¿qué es un cura tradicionalista?: ¿los que celebran en latín?, ¿los que usan sotana?, ¿los que detestan (aquí me incluyo sin ser cura) las JMJ's? ¿o los que no soportan a los PPeros super-pijos super-oseas que van a Misa de 8 los sábados para después poder emborracharse tranquilos y atentar contra el 6º mandamiento y poder estar resacosos el domingo by the morning sin cargo de conciencia por que ya fuero a Misa el sabado, que como vale...?

Sea como sea, me descubro ante su humor quevedesco, don Terzio, estaría bien mas articuletes así, que la risa es buena para la salud.

Saludos pascuales.

Esperanza dijo...

jaja, me encantaaaa... son justamente esas las respuestas que merecen tan engoladas preguntas.
Cómo me gustaría que leyera las respuestas el cansino que las formuló

Anónimo dijo...

Padre, le pido me salde una duda, que hace un tiempo tengo: ¿qué define a un "tradi" como tal?. Cada vez más desconfío de esa categoría, y cada vez más me huele a fariseísmo... No es ataque a los que se autodenominan (o son heterodenominados...) tradis, sino sencillamente pienso que si ser tradi está en esas pavadas de la muceta y la silla gestatoria (al menos creo son pavadas al lado de otras cosas...), claramente no me interesa ser tradi más de lo que me interesa ser de Boca. Voy a una Misa tradi como voy a la Bombonera, pero entiendo que haya alguien del lado de enfrente. Creo que la diferencia entre los tradis y otros católicos que no lo son no es en la Fe. Creen lo mismo.

Saludos.

Gregorio dijo...

Gracias al graciosillo sin gracia ni cacumen -¿O habrá escrito las pamplinas con perfecta seriedad???- me he reído a placer con las sesudas y documentadas respuestas de don Terzio. Se agradece mucho un buen texto humorístico de vez en cuando.

Feliz Pascua Florida.

José N. dijo...

Creo que en las últimas décadas el Vaticano ha sido responsable del desorden exixstente en la Iglesia, pero también tendríamos que reconocer los defensores de la Tradición que hemos perdido contacto con la realidad. Estamos centrados en la defensa de la liturgia, lo que es necesario, pero a costa de minusvalorar la evangelización de quienes más lo necesitan porque nos empleamos en todo lo que sea simbólico.

En el fondo, hemos cometido el error de olvidar a los que no tienen nada y esperan consuelo de Dios. Criticamos a los curas villeros de Buenos Aires, pero ellos están ahí y nosotros no. La Madre teresa de Calcuta no era heterodoxa y estuvo donde había sed de Dios y hambre de pan.

Terzio dijo...

Insisto:

NO SE PUBLICAN COMENTARIOS ANÓNIMOS, DEBEN LLEVAR ALGUNA REFERENCIA IDENTIFICATIVA, NOMBRE, FIRMA O NICK

,

Unknown dijo...

ZUMA.
Hola, es la primera vez que intervengo. Buen humor y oprtunas las respuestas.
Pater, si me lo permite, a renglón de la intervención de José N,creo que sería bueno pedir a los participantes afrontar la cuestión de Acción social y la Tradición.
yo estuve en Pastoral obrera como seminarista desde 1989 a 1993 y está tomada por el Marxismo. Cáritas metodológicamente es cansina con los objetivos y los análisis sociales; su colaboración en manifestaciones,proyectos y comunicados con ONGs mundialistas y progres católicos es nefasta. Saludos

Unknown dijo...

Hola.
Es la 1ª vez que intervengo.
Respuestas con buen humor, que nos hece falta.
La cuestión planteada por José N creo que debería abrir aportaciones entre los tradis respecto de la Acción social y el mundo tradi; ¿Qué le parece pater?

Teresa dijo...

Me alegra poder volver a comentar, D. Terzio, y poder decirle que con esta entrada ne he reído hasta las lágrimas. Es usted sencillamente genial.

Josefina dijo...

¡Jajaja! Geniales respuestas para tan pavo (y soberbio) test. Como dijeron otros, qué bien hace reir así. También de acuerdo con la reflexión de Miles. Y no de acuerdo con la dialéctica: tradicionalistas: sólo ocupados en las formas litúrgicas contra modernosos, progres o como quieran llamarlos: sólo ocupados en lo social. Eso es una muy pobre visión de la realidad.