sábado, 11 de mayo de 2013

Pimientos en vinagre


El magisterio quotidiano degenera, y tememos que, como no se frene, raye, más o menos pronto, el esperpento verbal. Lo de esta mañana es un llamativo aviso, un timbrazo de alarma:

Los melancólicos tienen cara de "pimientos en vinagre'.
 Homilía del papa Francisco, el viernes en Santa Marta

Si dijera que la estupefacción me impide seguir, mentiría, puesto que desde la tarde del 13 Marzo, hace dos meses, desde su salida al balcón, nos hicimos cargo de lo que había pasado, con todas las consecuencias. Supimos que vendrían más escenas estridentes, chirriantes. Ciertamente, el casticismo (digamos) de los sermoncillos de Santa Marta ha supuesto un particular inesperado dentro del temible lote, confiésolo.

He aquí una tajadita de la pieza oratoria de este Viernes 10 de Mayo:


Peperoncino all'aceto

"...Este gozo es "como una unción del Espíritu. Y esta alegría está en la seguridad que Jesús está con nosotros y con el Padre"(...)si queremos tener esta alegría solamente para nosotros al final se enferma y nuestro corazón se arruga un poco y nuestra cara no transmite esa alegría sino nostalgia, esa melancolía que no es sana"(...) a veces estos cristianos melancólicos tienen cara de "pimientos en vinagre" más que de personas gozosas que tienen una vida bella (...) este gozo es una "virtud peregrina", "un don que camina" y además camina con Jesús (...) "es el don que nos lleva a la virtud de la magnanimidad. El cristiano es magnánimo, no puede ser pusilánime. Y precisamente la magnanimidad es la virtud de la respiración, es la virtud de ir siempre hacia adelante..."
(ver aquí)

No sé qué decir. Aunque sí diría que la frecuencia de tópicos francisquistas, crece, se incremeta, sube. Que se repite y repite lo mismo, con variaciones, es decir (quiero decir).

Así y todo, las noticias del Vaticano se me han alegrado con la visita de Tawadros II, que yo no imaginaba de ese tamaño: Un hombrón de quasi la estatura de San Cristobalón, formidable, imponente, con su barba copta y sus ornamentos de Papa de Alejandría, como Dios manda.



Le ha traído al Papa Francisco piadosos regalos de protocolo, entre ellos una panagia del tamaño de una torta de Inés Rosales que PP Franciscus, el que no usa el pectoral papal de oro, se ha colgado del cuello inmediatamente, la mar de obsequioso, regocijado con tan gracioso presente de Tawadros II.

Digo yo que hubiera debido traerle también una muceta, un estolón y una tiara: ¡¡¡Seguro que se los pone!!!...encantado de la vida. Y nos hubiéramos regocijado todos, empezando, quizá, a perder el rictus de 'pimiento en vinagre' que dice PP Francisco que tenemos.

Claro que estas son fantasías mías, delirios de un peperoncino al'aceto, che sono io stesso, proprio.

En fin, queridos co-pimientos en vinagre, carísismos hermanos católicos míos, afines, amigos, visitantes y comentantes de ExOrbe: ánimos y no perdamos la esencia de nuestro aderezo picante, como el pimiento, y ácido, como el vinagre (de crianza de Jerez, of course).

Os encomienda:

+T. un pimiento en vinagre

33 comentarios:

La antigualla blindada dijo...


No hay foto ninguna de SSantidad siendo Jorge con una sonrisita en sus labios, durante su desgobierno en Buenos Aires.

Que se deje de joder!

Justamente El, viene a mencionar este tema.

Un porteño que sintio su mano despótica por mucho tiempo, hasta que se fue a Roma... Georgium Marium para no volver.

marcos dijo...

Estimado Pater :cuando asumio el actual Papa,ante la desazon que me ataco,consulte a un viejo amigo,muy sabio y prudente.Yo apuntaba a una situacion casi apokalyptica y el, me explico algo que me dejo muy tranquilo. Si el tema corriera por los caminos apokalypticos que yo temia, debia fortalecer mi FE, porque esto es una guerra con resultado conocido, y la victoria definitiva de NUESTRO SEÑOR.
Pero existia la posibilidad(en Argentina conociamos muy bien al cardenal JB) ,que todo fuera una cosa berreta(palabrita que usamos en mi pais para definir algo de muy baja calidad)y que no pasara de ahi.Por eso lo de los "pimientos en vinagre" pareciera confirmar una de las ideas de mi amigo .
Mis saludos en CRISTO y MARIA SANTISIMA,

criollo y andaluz

Rigoberto Ortiz dijo...

Menudo caso. A las monjas les dijo que no fueran solteronas; a los curas los mandó a las periferias para que no fueran anticuarios ni cayeran en la "tentación" de los "trapos" litúrgicos... Sin esfecificar bien, presume que hay trepas en la Iglesia, y repito, sin decir quiénes son o de qué manera actúan. Hace de la muceta una prenda de lujo, pero no sólo acepta sendo "medallón" de los coptos sino que escucha sonriente, una invitación a celebrar las tesis de Wittemberg. Un "papa de gestos" le leí por ahí a Don Juan Rubio. Pero cada gesto es como un reproche de facto a Benedicto XVI ¿Qué sigue?

Gregorio dijo...

Por sentido común, pronunciar una buena homilía todos los días, aunque sea bajo forma de sermoncillo parroquial sin grandes pretensiones, con -supongo- muy poco tiempo para prepararla, debe de estar al alcance de muy pocos clérigos. Muy buenos teólogos, muy cultos y con extraordinario dominio de la palabra, aunque se emplee en estilo coloquial. Un papa no tiene por qué tener todas estas cualidades juntas. La asistencia especial de lo Alto de que goza, no creo que necesariamente haya de infundírselas. Entonces, ¿Por qué Su Santidad se expone diaria y gratuitamente a meter la pata, o cuando menos a pronunciar prédicas poco dignas de un Sumo Pontífice? Además de querer ser humildemente un nuevo Francisco, ¿Pensará que es un nuevo Juan (Crisóstomo)?

En cuanto a los pimientos en vinagre, es evidente que no ha tenido intención de molestar a nadie, ni nadie se puede dar por ofendido. Por eso mismo, y con todo el respeto debido al Papa, me atrevo a decir que Su Santidad podría mirarse en un espejo. De todos los papas que ha habido desde que se inventó la fotografía, me parece que Francisco es el de rostro de natural más avinagrado -claro que él no tiene ninguna culpa de esto-.

Miles Dei dijo...

El Papa Copto reconoció como obispo al Papa. La imposición de una panagia no es algo desprovisto de significado para los orientales.

En cuanto a los pepinillos, de nuevo otra tremenda psicologización de la vida espiritual. Triste que ese sea el magisterio de un Papa. El Francisquismo está decayendo en un vórtice aburrido y peligroso.





Anónimo dijo...

Pues nada, pasaremos de las lágrimas amargas que nos provoca la ligereza papal a las risas sanadoras, qué remedio. Con la que está cayendo, crisis económica, desempleo, pobreza, etc, parafraseando a Francisco, bien podría decir en uno de sus sermones -ahumado- de Todo a Cien:

"Algunos cristianos están más tiesos que la mojama de atún".






@ J.Manuel Guerrero

genjo dijo...

A la vista de su artículo me he preguntado si no corremos el riesgo real de caer en el espíritu ácido que el Santo Padre señala y usted subraya en las últimas líneas, apropiándoselo directamente; si no tendríamos que cubrir con un manto estos atentados contra la gramática, la semántica y la retórica.
Pero, que ante los "sermoncillos" (ajustadísima denominación) de Santa Marta se nos agrie el ánimo, es síntoma de salud. Siempre que el aderezo sea jerezano, por supuesto.
Al que no mantenga vivo el gusto se le colará el espíritu de acomodación que lo llevará a la ruina definitiva. "Tender puentes", "derribar muros", andar sonriente en el cortejo del mundo, tal y como va, ya ha asolado la vida de demasiados, y lo hemos visto. La verdad es que pocos quedan por arruinar. A estas alturas salva más una cara de vinagre que un dulce.
Me ha resultado ingrato escribir este comentario de nada. Así que no le arriendo a usted la ganancia con lo que le queda por escribirnos.Muchas gracias.

MIGUEL25 dijo...

La "verborrea francisquista", pues es lo que es, un discurso paternalista, buenazo, que se dirige a los fieles como si fuéramos niños o retrasados mentales, alaba al Jesús "hermano de todos", un Jesús que no exige nada ni condena nada, que nos acepta como somos que camina a nuestro lado pero que hagamos lo que hagamos no nos echa la bronca ni nos reprende por nada. Es el Jesús modernista, amigo de publicanos y pecadores, que siempre perdona, que come con ellos, que abraza a todos,..por tanto alegrémonos y gocemos,.(el Papa predica a un MEDIO CRISTO, EL CRISTO SOLO MISERICORDIA, PERO NO DICE NADA DEL CRISTO JUEZ Y JUSTICIA), en cambio (no lo dice pero se deduce del discurso) los tradicionalistas, siempre estamos dando la tabarra, con la cruz, el sacrificio, el pecado, la condenación eterna, la penas del infierno y del purgatorio, esos (Francisco dice) siempre están amargados, tristes, avinagrados son pepinos en vinagre.

En resumen el "francisquismo", es una charlatanería barata, habla como una político en una campaña electoral,..procurando agradar al público, es un discurso que no mueve a la oración ni al arrepentimiento, ni a sentir horror por el pecado, ni a la posibilidad de condenarse para toda la eternidad, ni de la tentación ni del demonio, no mueve a la conversión y cambio de vida..tampoco combate las herejías.

En resumen:

FRANCISQUISMO=CHARLALATANERIA DE FERIA.

Digo esto para escándalo de los CONSERVADORES que "veneran", al Papa y para los MODERNISTAS, que ya tienen al Papa que les dice lo que ellos quieren oir.

Para los conservadores (opusdeistas y neocones en general)
como la verdad viene de la persona, del cargo o ministerio, y para ellos no hay distinción entre la verdad subjetiva y la verdad objetiva, sino que son lo mismo, es decir el SUJETO ES LA VERDAD, diga lo que diga, pues resulta que el "franscisquismo-buenazo-milonguero" les viene de perita en dulce, pues pueden seguir tranquilamente con sus prácticas FARISAICO-SECTARIAS, y decir cínicamente a sus adeptos:

"hala hijos, hay que estar alegres, como dice nuestro "venerable" Sumo Pontífice,(a pesar de que te limpien el bolsillo y te laven el cerebro)
El conservadurismo, predica una fe gnóstica, es decir una Fe, sin fundamento racional, ciego-obediente, sin sana crítica en el magisterio no infalible, emocionalista, pijo-católica, necio-católica y nuevangelizadora.

LOS MODERNISTAS-NEOPROTESTANTES (KIKOS, CARISMATICOS Y SIMILARES)
están de enhorabuena, el "francisquismo" predica al mismo "Jesús", que ellos, glorioso, resucitado, alegre...pero sin cruz ..la cruz la predican los cristianos avinagrados "los pepinillos en vinagres".

Kikos, carismáticos y otras hierbas predican un racionalismo-protestante, un liberalismo religioso, UN RACIONALISMO LIBRE y una FE PERSONALIZADA, es decir UNA FE LUTERANA.

Pero cuidado, el magisterio ordinario del Papa, nada tiene que ver cuando habla "ex-cáthedra", porque si este Papa definiera por ejemplo el QUINTO DOGMA MARIANO, no sería Francisco ni el "francisquismo" el que hablara sino que el Espíritu Santo hablaría en él, es decir pondría la definición del dogma en su boca.

Anónimo dijo...

Esto sirve para que el mundo vea lo que sufrimos por tanto tiempo en Argentina con la gente que nombraba JP II.
Berreta es un término muy aproximado, pero nada nuevo, muchos ya sabíamos de que se trataba esto.

CB

Anónimo dijo...

Gregorio eso pasa porque el no es pobre DE SI MISMO.

CB

Hyeronimus dijo...

Con los pimientos, el vinagre y sobre todo la sal de la tierra que se ha vuelto sosa, qué gazpacho más indigesto le ha salido a Francisco. Será mejor que no se acerque a la cocina, porque siempre hay algo de lo que hace que nos sienta mal.

rosa dijo...

Grazie, Padre, per i suoi commenti puntuali, puntuti e ficcanti, che leggo molto spesso. Concordo con Lei praticamente sempre.
Vorrei chiederle se puo' inserire una traduzione o brve riassunto dei suoi blogs in Italiano: riesco a capire cio' chr scrive al 90% circa, me e' un po' faticoso, non avendo studiato lo spagnolo
Grazie
Buona Domenica in Cristo

Antonio dijo...

La cara de amargados la tienen en su mayoría los "progresistas" que por cierto son muy melancólicos de las ideologías sesenteras.

Wamba dijo...

Irónico y divertido post, D. Terzio. Pero es lo que nos ha tocado vivir. Lenguaje vulgar, paupérrimo y discursos pobrísimos cuando no nefastos para un Papa. Hay que esperar lo peor. Es tristísimo el nivel de decadencia en el que ha caído la Iglesia, no sólo en su feligresía sino en su clero y jerarquía. Ya sabemos más de lo que nos espera: secularización, ecumenismo, diálogo interreligioso, comunión y tolerancia con el pecado y los pecadores como gesto de caridad, vulgaridad y decadencia eclesial y religiosa, religiosidad low-cost, flowerpower, alegría y diversión, ... Más perlitas de esta Iglesia que camina hacia la apostasía total:

http://vaticaninsider.lastampa.it/es/reportajes-y-entrevistas/dettagliospain/articolo/dialogo-dialogue-dialogos-interreligioso-interrelegious-24474/

http://vaticaninsider.lastampa.it/es/vaticano/dettagliospain/articolo/vescovi-obispos-bishops-papa-el-papa-pope-24728/

http://opinion.infobae.com/sandro-magister/2013/05/10/por-que-el-papa-francisco-no-da-la-comunion/

Anónimo dijo...

Tiene razón "la antigualla despótica". Comento al boleo por título y "copete", que no leì todo. Pero lo de la "alegría", viniendo de Bergoglio..., me lleva las paciencias a punto big bang.
Tipo con actitud de amargo, caído, apagado..., y ahora se está haciendo el energético eutrapélico...
(son tiros por elevación, seguramente, claro...).

Saludos Cordiales

Esperanza dijo...

Lo de los pimientos en vinagre no me parece ni bueno, ni malo, sino simplemente ridículo. Y es que después de haber escuchado durante años a Benedicto XVI predicar, estos sermones no se asemejan tanto a homilías como a chirigotas.

Anónimo dijo...

http://www.catapulta.com.ar/?p=10732

Desvaríos de una de las autoras predilectas de F.

ay Dios mío

D. Ángel dijo...

Recordará ud D. Tercio mi confesión Post-13 de Marzo en la que hacía referencia a mi tristeza/desconcierto por la elección papal y en la que le contaba cuando el Car. Bergoglio se refirió a mi sotana como "falda" y al obsequio de rosarios blancos como "Mozzarela atada en un hilo". Pues bien, NADA de lo que dice como Papa es diferente a lo que decía como Cardenal Bergoglio, Nada me sorprende de él.
Hace muchos años que vivo en España y me alegraba haber perdido de vista ese discurso pernicioso para la evangelización católica; resulta que ahora él es Papa, es imposible perderlo de vista y además tener que soportar con "Cara de pimiento en Vinagre" que mis feligreses, o quien sea, me "feliciten" por el hecho de que el Papa es argentino como yo.
Con el presente panorama y como sé que aún no ha salido del armario el autentico Bergoglio, yo sigo vistiendo "falda", rezando diariamente con "mozzarella" y pidiendo a Dios que Francisco meta la pata cada día más, así de esa forma apuraremos el momento de esta guerra que ya ha comenzado hace 50 años y que, aunque resulte extraño, aún no se ha declarado oficialmente.
Aunque no publique comentarios, D. Terzio, leo su blog con la misma asiduidad que mi breviario (el del rito extraordinario, of course, como dice ud. a menudo).

El guindilla dijo...

O sea, que somos lo que los chilenos dicen «un ají en el quetejedí» y los españoles, una guindilla en el c***. Pues ¡a mucha honra!

Anónimo dijo...

Para DON ANGEL : hace tiempo conocia que el ex cardenal primado de Argentina habia dicho esas burradas , pero no podia creerlo.Ahora con su comentario lo confirmo.
Pero Padre,escucho alguna vez hablar del RP Alberto Ezcurra ????
El Padre Alberto,que era un SACERDOTE DE DIOS en cada acto de su vida, me enseño que los curas de antes,andaban con sotana y los de ahora andan con fulana y con mengana....(como alguno de los que JB protegio cuando era Cardenal).Dios Todopoderoso se alegra cuando ve a sus pastores vestidos de pastores.....digan lo que digan los traidores.

Cefas

Wamba dijo...

Sin duda el padre Pío fue un santo que le tocó vivir la dificil época del aggiornamiento” de la Iglesia, por eso es interesante exponer algunos comentarios de este Santo sobre el Concilio.
Al inicio del Concilio decía el Padre Pío:

“Ahora comienza la torre de Babel”

y posteriormente afirmo:

“Éste es un concilio que desconcilia”

El Padre Pío mandó decirle a Pablo VI, por conducto de Mons. Del Ton (el latinista del Vaticano), que “se apresurara a clausurarlo; cuanto más tiempo pasa, peor es”.

En 1965 año en el cual concluia el Concilio, durante la euforia de una supuesta “nueva primavera para la Iglesia”, el Santo Padre Pío confío a uno de sus hijos espirituales:

“En este momento de oscuridad, Oremos. Vamos a hacer penitencia por los elegidos, y especialmente para el que tiene que ser su pastor”.

El Padre Pío ya había expresado su descontento frente a los cambios introducidos por el Concilio Vaticano II cuando el cardenal Bacci fue a verlo a San Giovanni Rotondo.“¡Terminad con el concilio de una vez! ¡Por piedad, terminádlo pronto!”, le había dicho al cardenal.

En 1966 cuando el Padre General de los Franciscanos visito al Padre Pío para pedirle oraciones y su bendición para la reunión del Capitulo especial para poner a tono con el “Aggiornamiento” del Concilio a la orden franciscana, el Padre Pío con un gesto violento gritó:

“Eso es nada mas que tonterías destructivas”

Entonces el padre Pío se enojó mucho. Apenas oyó el padre la palabra “nuevos capítulos” se puso a gritar: “¿Qué están combinando en Roma? ¡Ustedes quieren cambiar la regla de San Francisco! “¡No debemos desnaturalizarnos nosotros mismos, no debemos desnaturalizarnos nosotros mismos!¡En el juicio final San Francisco no nos reconocerá como hijos suyos.” Y frente a la explicación de que los jóvenes no querían saber de nada con la tonsura ni con el hábito, el padre gritó: “¡Echádlos fuera! ¡Ellos se creen que le hacen un favor a San Francisco entrando en su Orden cuando en realidad es San Francisco quien les hace un gran don!”.

Visiones de A. C. Emmerick:

LA ESCISIÓN DE LA IGLESIA

12 de abril de 1820 - Tuve todavía una visión sobre la gran tribulación, bien en nuestra tierra, bien en países alejados. Me pareció ver que se exigía del clero una concesión que no podía hacer. Vi muchos ancianos sacerdotes y algunos viejos franciscanos, que ya no portaban el hábito de su orden y sobre todo un eclesiástico muy anciano, llorar muy amargamente.Vi también algunos jóvenes llorar con ellos. (AA.III.161)

Vi a otros, entre los cuales todos tibios, se prestaban gustosos a lo que se les demandaba.

Vi a los viejos, que habían permanecido fieles, someterse a la defensa con una gran aflicción y cerrar sus iglesias. Vi a muchos otros, gentes piadosas, paisanos y burgueses, acercarse a ellos: era como si se dividieran en dos partes, una buena y una mala. (AA.III.162)

¿A que les recuerda esto de eclesiásticos desprendiéndose de sus hábitos y vestidos como gente común y demás cosas...? ¿CVII? ¿desde cuando hubo una oleada masiva de abandono de vocaciones y cierre de iglesias? ¿desde cuando se produce esto? Adivinen.

Tulkas dijo...

Se agradecería un poco de claridad por parte del Sumo Pontífice.
Si él considera conveniente denunciar a personas o movimientos o grupos concretos que son "trepas", "nostálgicos", "pimientos en vinagre", que son, en su opinión, un lastre para la Iglesia, pues hágalo.

Tenemos dos Papas en Roma, y por si fuera poca la confusión, Francisco añade día tras día una dosis más de la misma.

Da una de obviedad y otra de desacierto.

Kyrie eleison.

La antigualla blindada dijo...


Al anónimo del 11 de mayo: mi nombre es la "antigualla blindada" y no "despótica".

Félix dijo...

Es posible que cuando Francisco empiece a dejar de ser ambiguo y a ser más concreto, podemos echar de menos la abigüedad y la falta de concreción. No sé si me explico. Así que no tengan ustedes tanta prisa, es un simple consejo.

MIGUEL25 dijo...

Quisiera rematar mi aporte anterior con un extracto del Padre Christian Bouchacourt:

El nuevo Papa (Francisco) debería inspirarse en su santo predecesor (San Pio X), y debería tener presente ante sus ojos aquellas otras palabras de San Pablo: “Si aún buscase agradar a los hombres, no sería siervo de Cristo”.(6)

¿Bastaría la santidad personal de un Pontífice o de un miembro de la jerarquía católica para sacar a la Iglesia de la crisis? Monseñor Lefebvre, en su “Itinerario Espiritual”, responde de modo muy claro esta pregunta:

“Tal vez alguien me diga: «¡Usted exagera! Cada vez hay más obispos buenos que rezan, que tienen fe, que son edificantes…». Aunque fuesen santos, desde el momento en que aceptan la falsa libertad religiosa, y por consiguiente el Estado laico, el falso ecumenismo (y con ello la existencia de varias vías de salvación), la reforma litúrgica (y con ello la negación práctica del sacrificio de la Misa), los nuevos catecismos con todos sus errores y herejías, contribuyen oficialmente a la revolución en la Iglesia y a su destrucción.

“El Papa actual y estos obispos ya no trasmiten a Nuestro Señor Jesucristo, sino una religiosidad sentimental, superficial, carismática, por la cual ya no pasa la verdadera gracia del Espíritu Santo en su conjunto. Esta nueva religión no es la religión católica; es estéril, incapaz de santificar a la sociedad y a la familia.


(Padre Christian Bouchacourt
Superior de Distrito América del Sur)

Fuente:http://www.fsspx-sudamerica.org/fraternidad/iesus/editorial141.php

El último párrafo de Monseñor Lefebvre es aplicable en general a los conservadores (neocones) y muy particularmente al Opus Dei es decir:

¿De qué os sirve la buena doctrina, la espiritualidad, los largos y contínuos rezos y devociones, mortificaros con cilicio, el amor y "veneración" al Papa, si luego vuestras obras son malas y vuestra pastoral es vaticanosegundista, que demuele a la Iglesia?.

Pues entonces sois LOS NUEVOS FARISEOS:

San Mateo, 23,2-4,13-15,23-28

2 Los escribas y fariseos ocupan la cátedra de Moisés;

3 ustedes hagan y cumplan todo lo que ellos les digan, pero no se guíen por sus obras, porque no hacen lo que dicen.

4 Atan pesadas cargas y las ponen sobre los hombros de los demás, mientras que ellos no quieren moverlas ni siquiera con el dedo.

13 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que cierran a los hombres el Reino de los Cielos! Ni entran ustedes, ni dejan entrar a los que quisieran.

14 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que devoran los bienes de las viudas y fingen hacer largas oraciones! Por eso serán juzgados con más severidad.

15 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que recorren mar y tierra para conseguir un prosélito, y cuando lo han conseguido lo hacen dos veces más digno de la Gehena que ustedes!

23 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que pagan el diezmo de la menta, del hinojo y del comino, y descuidan lo esencial de la Ley; la justicia, la misericordia y la fidelidad! Hay que practicar esto, sin descuidar aquello.

24 ¡Guías ciegos, que filtran el mosquito y se tragan el camello!

25 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que limpian por fuera la copa y el plato, mientras que por dentro están llenos de codicia y desenfreno!

26 ¡Fariseo ciego! Limpia primero la copa por dentro, y así también quedará limpia por fuera.

27 ¡Ay de ustedes, escribas y fariseos hipócritas, que parecen sepulcros blanqueados: hermosos por fuera, pero por dentro llenos de huesos de muertos y de podredumbre!

28 Así también son ustedes: por fuera parecen justos delante de los hombres, pero por dentro están llenos de hipocresía y de iniquidad.


Conclusión, el FARISEISMO conservadurista-opusdeista y neocon:

HACE DE LA RELIGION UN NEGOCIO Y DEL NEGOCIO UNA RELIGION.

Anónimo dijo...

Pero según religión en libertad el papa es un hombre de Dios, que obsecuentes.

Anónimo dijo...

Don Miguel25 dijo: "En resumen el "francisquismo", es una charlatanería barata, habla como una político en una campaña electoral,.."

Yo vengo diciendo y señalando al que me quiere escuchar que Francisco I será al papado, lo que el zapaterismo fue a la nación española. Un desastre. Ni una mala palabra ni una buena acción. Pero al final, lo que queda es la desolación. Ni en mis más amargas y desoladoras pesadillas llegué a imaginarme esta situación.

Ora pro nobis, Macarena


@ J.Manuel Guerrero

Ferdinandus III REX dijo...

Estimado señor Miguel25: Cada vez que habla sube el pan. ¿Le ha hecho algo el Opus Dei? ¿Le dijo acaso que se calmase un poquito y que respetara a la gente?, ¿a probado a caso pensar antes de escribir? o ¿simplemente escribe la primera tontería que se le ocurre?. En fin, cómo dijo un gran escritor (para mí el mejor de la historia): "el número de imbéciles es infinito".

Adiós, y espero que se calme un poquito, que tantas tonterías juntas no son buenas para la salud.

Anónimo dijo...

"¿a probado a caso pensar antes de escribir?"


¿y por casa como andamos Ferdinandus?
¿estaba rica la hache del verbo auxiliar haber? si tiene hambre mejor coma un sandwich.

CB

MIGUEL25 dijo...

Para Ferdinandux III Rex


¿y eso es todo lo que me tenéis que decir?

Mal andan las cosas en vuestra "Obra de Dios".

Bueno, de todas formas no es el primer carisma que desaparece de la vida de la Iglesia, desaparecieron los monjes-guerreros, ya sabes Templarios y similares y me parece por lo que escribes aquí..que esa supuesta "obra de Dios"...lleva el mismo camino...porque además y cuando la Santa Sede nombró dos visitadores apostólicos..para ver como andaban las cosas por dentro...malo.

Porque la Iglesia, espera que todo carisma de buenos frutos para la Iglesia.. PORQUE NO ES LA IGLESIA PARA EL CARISMA SINO EL CARISMA PARA LA IGLESIA, pero un carisma que no da frutos o los da malos...la Iglesia acaba suprimiéndolo..porque un Papa tiene autoridad para aprobar un carisma...y otro Papa tiene autoridad para suprimirlo, un Papa aprobó vuestra Prelatura y otro Papa la puede suprimir.

Luego al Opus Dei, como a los demás carismas SE LE JUZGA POR SUS FRUTOS y se le conoce por sus FRUTOS, deberíais reflexionar y ver si vuestros frutos son OBRAS DE LA FE, DE LA GRACIA.

No os hagáis ilusiones, SI NO DAIS FRUTOS de la Fe, que recibisteis por Gracia, y si por el contrario dais frutos mundanos y de la voluntad humana, frutos de la política y del dinero, seréis cortados y arrojados al fuego, porque hacéis como los FARISEOS,
y no os hagáis ilusiones diciendo que sois católicos, porque hasta de las piedras Dios puede sacar católicos porque se acerca la purificación de la Iglesia, y sólo las OBRAS DE LA FE, podrán justificaros.

San Mateo, 3,7-10

7 Al ver que muchos fariseos y saduceos se acercaban a recibir su bautismo, Juan les dijo: «Raza de víboras, ¿quién les enseñó a escapar de la ira de Dios que se acerca?

8 Produzcan el fruto de una sincera conversión,

9 y no se contenten con decir: «Tenemos por padre a Abraham». Porque yo les digo que de estas piedras Dios puede hacer surgir hijos de Abraham.

10 El hacha ya está puesta a la raíz de los árboles: el árbol que no produce buen fruto será cortado y arrojado al fuego.

San Mateo, 12, 33-35

33 Supongan que el árbol es bueno: el fruto también será bueno. Supongan que el árbol es malo: el fruto también será malo. Porque el árbol se conoce por su fruto.

34 Raza de víboras, ¿cómo pueden ustedes decir cosas buenas, siendo malos? Porque la boca habla de la abundancia del corazón.

35 El hombre bueno saca cosas buenas de su tesoro de bondad; y el hombre malo saca cosas malas de su tesoro de maldad.



Juana dijo...

Dices muchas cosas Miguel25 y ya se ve que tienes una especial fijación con el opus dei que te lleva a decir cosas sin sentido. Yo conozco el opus dei desde 1983. Mi marido tenía un compañero de trabajo en la fábrica en la que trabajaba que era agregado. Un día vino a comer a casa y nos explicó el opus dei. Nosotros nos considerábamos católicos porque asistíamos a misa los domingos pero no más. Entonces tenía cuatro hijos y una hija que iban a los colegios del barrio. Mi hijo mayor acababa de entrar en el instituto.
Lo que me contó el amigo de mi marido me interesó mucho y pensé en lo interesante que sería para mis hijos. Ellos hicieron la comunión en la parroquia, pero tampoco habíamos pensado en que tuvieran que tener más formación.
Visitamos un colegio del opus dei de chicas de la ciudad. Nos pareció un poco caro, pero hicimos cuentas y vimos que nos lo podíamos permitir. Al año siguiente matriculamos a mi hija. A mis tres hijos mayores los empezamos a llevar por un club juvenil del opus dei que estaba cerca de casa, el pequeño todavía no podía ir por edad; pero no al colegio porque no nos lo podíamos permitir. Enseguida empezamos a ver cambios en ellos: por la noche rezaban tres avemarías (además del ángel de la guarda y del cuatro esquinitas que les habíamos enseñado mi marido y yo), querían bendecir la mesa, a veces decían de rezar el rosario (aunque parezca mentira, a mí me enseñó a rezarlo mi hijo mayor) y cuando los domingos nos íbamos de excursión insistían en que teníamos que ir primero a misa.
A los pocos meses mi hijo mayor empezó a ir a misa cada día antes de entrar en el instituto al club. Yo me levantaba a la vez que él para prepararle un bocadillo para que desayunara. Luego me dijo que se iba a levantar todavía antes porque antes de misa hacían media hora de oración. Yo ya empecé a pensar que eso era demasiado, pero mi marido me decía que no le diera vueltas, que desde que iba por el club mi hijo sacaba mejores notas, estaba más contento y en casa ayudaba más. A finales de su segundo año de instituto mi hijo mayor nos dijo que se iba a hacer del opus dei. Yo no entendía mucho, pero pensé que lo mejor sería que empezara a ir por un colegio del opus dei, y así se lo dije a mi marido. Le pareció bien.
Yo empecé a trabajar como secretaria en una empresa que teníamos cerca de casa. ¡A mis 41 años empezaba a trabajar después de 18 años dedicada solamente a las tareas del hogar! Con mi sueldo metimos a todos mis hijos al colegio del opus dei y el pequeño empezó a ir por el club. Al año siguiente me quedé embarazada y a los dos meses mi marido falleció en un accidente de coche. Fue muy duro para mí, pero más para mis hijos. Fue entonces cuando entendí el opus dei. Los del club se volcaron en 1000 detalles conmigo y en el colegio de mi hija y de mis hijos también. Allí me quedaba yo sola con mis cinco hijos y otro en camino. ¿sola? No. Nunca me sentí sola. Vi que el opus dei era algo más que un colegio y un club, vi que era una familia. Me enseñaron mucho sobre el dolor y el sufrimiento, ayudándome a ver en mi desgracia un abrazo de Cristo crucificado que me decía: ¡Eres mía! Aprendí a rezar de verdad en esos momentos, y aprendí a abandonarme en Dios.
Los problemas económicos no tardaron en llegar, pero se suavizaron completamente cuando el colegio de mis hijos y el de mis hijas concedieron a todos mis hijos una beca de estudios hasta que acabaron en colegio.
Veo que me estoy enrollando demasiado, así que voy al grano. Ahora tres de mis cuatro hijos son numerarios del opus dei (dos de ellos sacerdotes). Mi hija mayor lleva doce años en las Carmelitas Descalzas de Igualada mi hija pequeña (que nació después de la muerte de mi marido) es numeraria del opus dei y vive ahora en un país asiático. Mi cuarto hijo es sacerdote diocesano.
Mi encuentro con el opus dei cambió radicalmente la vida de mi familia. Rezo para que todos mis hijos sean fieles a su vocación aunque sé que eso significa que no tendré nietos. ¿Son frutos, frutas,frutones? Usted dirá MIGUEL25.

Terzio dijo...

"Son saetas en manos de un guerrero los hijos de la juventud: ¡Dichoso el hombre que llena con ellas su aljaba! No quedará derrotado cuando litigue con su adversario en la plaza."

Has sido especialmente bendecida, Juana. Encomiéndame también a mí, entre tus hijos. Y que el Señor nos perfeccione y lleve a buen término, ya que todo es obra suya.

Deo gratias!

'

MIGUEL25 dijo...

Verás Juana

Yo he dicho bien claro que si dais frutos de la Fe, como en tu caso, pues magnífico.

¿Dónde está pues el problema?