martes, 31 de mayo de 2011

Variaciones contradictorias sobre un mismo tema


El modernismo intra-católico se ha indignado (también) y ha decidido movilizarse y lanzar una campaña de recogida de firmas reclamando la reposición del depuesto obispo de Toowoomba (Australia).

El obispo toowoombense ha sido - según ese articulete - un fidelísimo seguidor del 'espíritu del vaticano 2'. Como Uds. habrán temido, han temido bien: El espíritu/espectro vaticanosegundonista arrastró al prelado toowoombatano por extraños senderos que desembocaron en peligrosos puntos que se declararon en anómalas afirmaciones y demandas. Siendo así que el prelado toowoonbanita se definió pública y reiteradamente como postulador entusiasta del llamado 'sacerdocio femenino'.

El concepto 'sacerdocio-femenino' surge y se define como una de las más características notas de las vanguardias des-católicas del sectarismo post-conciliar. Con un patente sello de contaminación pseudo-ecumenista y un alto grado de la peor agresividad feminista, la falsía se presenta en su modalidad católica como un elemento especialmente tóxico de entre todos los descomponedores de diseño armados por los enemigos (internos y externos) del Sacerdocio y el Sacramento del Orden. Con el plus de aparecer articulado en los medios sociales con la muy infecta movida internacional pro-derechos/poderes femeninos.

El des-catolizador obispo toowoonbarritano se había inoculado mortalmente con todos esos letales virus. Digo mortalmente porque pecaba en ese grado cada vez que predicaba y difundía la pestilente especie del pseudo-sacerdocio hembrista. Y en tal grado de corrúpción doctrinal se hallaba incurso, que la pesada, lenta, ralentizada y tortuguera justicia penal canónica de la Santa Sede decidió por fín quitarle mitra, báculo y sede al escandaloso prelado toowoombí. La prensa y los medios todos subrayaron alarmadísimos que el susodicho epíscopos toowoombino había sido despojado de su dignidad sagrada por pretender clero femenino en la Iglesia Católica. Como efectivamente se explicaba (además de por otras cosillas, nada católicas, también de estilo heterodoxo).

Dicho/escrito/pronunciado el discursete-soflama enardecedor de las católicas indignaciones (¡esto sí que es indignación, y no el estercolero de la Ptª. del Sol!), paso a exponer el segundo plano, el contraste, la pieza de la contradicción. Que es esta:


De entrada pudiera parecer que fuera un 'este', pero no: Les aseguro a ustedes, con toda la seriedad que gasto al tratar de estos casos, les aseguro, amigos y detractores míos, que lo de la foto es una 'ella'. Yes.

Si han salido Uds, ya de la conmoción, si se han repuesto, tomen aire que ahí va más bomba: La ella de la foto es 'canónigo'. Yes. En inglés se dice 'canon', pero en español es 'canónigo'. Y suena tremendo, horripilante: Canónigo Alyson Barnett-Cowan.

Pues resulta que est@ canónigo Alison Barnett-Cowan es una de las miembr@s de la comisión anglicana del ARCIC que han estado reunidos tratando (inquietantes) asuntos de ecumenismo (?) en el monasterio de Bose. Aquí el comunicado oficial de la Santa Sede. Para completar el elenco de miembro@s, la comisión anglicana también contaba entre los suyos a una 'obispa': The Right Reverend Linda Nicholls, Area Bishop for Trent-Durham, Diocese of Toronto; a la misma reunión la imponente canónigo de la foto asistió en calidad de co-secretaria oficial del Anglican Communion Office.

Cuestión dilemática a explicar: ¿Cómo se concilia deponer a un obispo en Australia por pedir el sacerdocio de las mujeres con reunirse amistosamente con una supuesta 'obispa' Linda y una llamada 'canónigo' Alyson en una comisión ecuménica oficial, bajo los auspicios de la Santa Sede? ¿Una sentencia penal en Australia y una amistosa entente en Italia?

¿Qué pasa? Algo no cuadra. ¿A qué nos atenemos?

Si digo contradicción, si repito confusión, no me diga nadie que exagero, please.

p.s. Si les queda a ustedes temple para un pellizco más de emoción, lean esto: ¿Saben ustedes dónde y cuándo se tomó la foto de la andrógina canonígo Alyson? Pues sí, como podrán ustedes apreciar, fue en la Basílica de San Pedro, el pasado Octubre del 2010, cuando estaba allí como invitada para la toma de capelo del Cardenal Koch (el suízo, el de ecumenismo).

¿Y saben qué pasó? ¿No lo saben? ¡Adivinen! Pués sucedió que en mitad de la ceremonia sonó el móvil del canónig@ Alison para comunicarle la feliz noticia de que acababa de ser abuela!!! Dice el periodista que cuenta la anécdota que seguro que nunca jamás se vivió en San Pedro del Vaticano una escena con una noticia así: Un canónigo notificado de haber sido abuela bajo la cúpula del Bernini.

Personalmente, les confieso, prefiero a los Borgia, los Della Róvere y los Farnese, todos juntos: Aunque fuesen depravados de costumbres fueron estupendos católicos sin confusión ni mixtificación: Sus promiscuidades, si las padecieron/cometieron, no llegaban al grado de mezclar, todo en uno, canónigo-hembra-abuela.


+T.

21 comentarios:

tobi, the children whit alas dijo...

Le concedo, padre, que tiene una caripela de señora mayor de lo más patente...

Anónimo dijo...

Padre lo de canonigo- abuela suena gracioso, a la vez que la noticia me causa asombro y se me revuelven las tripas del estomago... Sin palabras...

párvulo dijo...

D. Terzio, yo tengo un problema, y es el siguiente: estas cosas, esta abueloquesea bajo la cúpula de San Pedro, que es sólo un botón de muestra, son como una hemorragia para mi fe. Quisiera acudir a Cristo y a su Santa Madre en busca de algo de consuelo, pero quedo exhausto, aturdido, deprimido, sin ganas de nada. ¿Me entiende?

Jordi Morrós dijo...

Sublime lo de la llamada del móvil.

Yo me lo tomo como un signo más del principio del fin (en mi caso es un fin nada apocalíptico, sino plenamente acorde con la evolución de los tiempos, otro tema post Vaticano II, sorry! me olvidé de tomar la vacuna).

Las contradicciones en el seno de la Iglesia católica empiezan a ser demasiado fuertes, y la del post de hoy es otra más.

Un día de estos podríamos tratar el caso de los sacerdotes anglicanos casados y reconvertidos en sacerdotes católicos, y estos precisamente nada sospechosos de veleidades progresistas, sino más bien escandalizados por lo que para ellos es una deriva de la comunión anglicana hacia un progresismo insoportable. Sin duda una más, y seguro que tampoco la última, de las paradojas de la historia.

Capuchino de Silos dijo...

¿Hará caso el Señor de mis plegarias?

El pescador dijo...

Me encuentro con esta noticia después de leer el siguiente titular: "La comisión anglicano-católica sirve para «aprender» unos de otros y no para convencer" (http://www.infocatolica.com/?t=noticia&cod=9265); esta noticia es la confirmación de dicho titular. De aurora boreal.

Anónimo dijo...

Otro botón de muestra que hace más fuerte la sospecha que tengo desde hace un tiempo: toda esta supuesta "liberalización" del verdadero Rito Romano no es más que una fachada, "una cortina de humo", como dice el autor de un blog por allí...
Nos están llevando a la pseudo-iglesia del Anticristo apresuradamente.
Y Benedicto... mejor espero a fines de Octubre, a ver cómo puedo terminar la frase.

Gracias, Padre, por sus posts.

Anónimo dijo...

Páter:
En honor al texto original, se insiste al principio y final que recibió el mensaje (supongo SMS o MMS) antes de empezar la ceremonia:
" Just before the Eucharist began, Canon Barnett Cowan received a message on her mobile telephone that her daughter-in-law had given birth to twins. It is almost certain that never before has a priest received news that she became a grandmother while waiting for a papal mass to begin in St Peter's basilica!"
Saludos.

Esperanza dijo...

oh, oh... yo que pensaba que lo de la foto era "ello".
De verdad, que a veces los genes están en el límite...
En cuanto a lo que se cuenta en el post, sí, si que molesta. Pero podría haber sido peor: que en el Osservatore Romano hubieran publicado una nota comunicando el nacimiento del niet@ de la canongrandmother, con fotitos incluidas de ambas, y con felicitación ecuménica.
Aunque que pudiera haber sido peor, tampoco es consuelo, ya sé.

Anónimo dijo...

Ya puestos, aquí tenemos al card. Tettamanzi departiendo alegremente en Roma con un sacerdotisa anglicana recién ordenada.

https://lh6.googleusercontent.com/-l-ItUdx3hac/TcABKXSAL-I/AAAAAAAAIc8/Nn8iwz653uU/s576/09-23may2010-card_Diogini_Tettamanzi-tras_la%25255Bordenaci%2525C3%2525B3n%25255Den_Roma_de_la_sacerdotisa_anglicana-Maria_Vittoria_Longhitano%25255B35_casada%25255D.JPG

Mendrugo dijo...

Nosotros siempre hemos tenido canonesas. Además de las corrientes de San Agustín, en los estados de Flandes había varios monasterios muy encopetados de canonesas como el de Sta. Aldegunda de Maubeuge y el de Sta. Waldetrudis de Mons, que eran unas dueñas reverendísimas cuyas tocas, de tan almidonadas, se decía que eran mucho más duras que los yelmos y corazas que gastaban los varones de la familia. Y tenían fama de instruidas. No hablaban más que latín, incluso en la recreación. Así convivían sin problema flamencas, valonas y castellanas.

Bromas aparte, me parece bien que la canonesa de su historia por lo menos tenga cara de hombre. Muy anglicano todo: fondo protestante y formas catolizantes. Pero la han ido a buscar con cara de hombre... francamente ordinario. Inglaterra ya no es lo que era.

Anónimo dijo...

Coincido con las sensaciones de párvulo, pero es que además de asombro y dolor de barriga, me hace quere sacar mi vena violenta. Debil que es uno.

Rise

Anónimo dijo...

Semper Fidelis dixit:
Esa cañonesa o cañonera me recuerda al diácono de mi ex-iglesia novusordo. La misma cara- figura, el mismo talante. Estos diáconos forman una especie zoológica aparte (diaconensis horribilis). Otra intentona más de borrar del mapa al sacerdote-presidente, al clavar diáconos-diaconesas y/o cánones-cañonas. Ya me imagino, con los abusos sexuales rampantes y que no amainan, el montón de sacerdotisas en avanzado estado de gravidez. Urbi et Orbi. Que se los mantenga el gobierno!

En cuanto al fenómeno que nos narra el buen páter, es otra historia tragicómica del catálogo del posconcilio, impensable hace pocos años. Y lo de las sacerdotisas es un fruto lógico o parida, lo que ustedes prefieran, del movimiento de monaguillas-acólitas del juanpablismo. En esto tenía que desembocar. Las pequeñas ya se ilusionaron. Ya pueden ayudar en la misa y hasta dar la comunión, lecturas y porqué no la consagración? Quieren subir el siguiente escalón: Seminarios co-ed, ya entrados en gastos.

Bendiciones y saludos, dom W+.

Católico (uno más) dijo...

Un "OFF TOPIC" (o no tanto...) ¿Qué me contursi?

http://www.gprdh.org/noticias/Convivencias2011.html

http://www.gprdh.org/noticias/Convivencias2011.html

[DIRECTORIO NACIONAL DE LAS LOGIAS ESCOCESAS REUNIDAD Y RECTIFICADAS, CONVOCAN A UN SEMINARIO/CONVIVENCIA FRATERNAL EN EL MONASTERIO SAN JUAN DE LA CRUZ DE SEGOVIA]

Anónimo dijo...

Aquí tenemos explicado el extraño caso de la sacerdotisa romano-anglicana:

http://www.lettera43.it/attualita/16209/vi-dichiaro-marito-e-marito.htm

matercastissima dijo...

Estupendo artículo, que a la vez que poda las hojas, señala la raiz del árbol torcido.

Aprovecho la presente para solicitarle permiso para subir este su artículo a mi modesta página web, citando la procedencia naturalmente, cuya URL señalo en la identidad.

Quedo a la espera

Gratia et pax Christi tecum

Terzio dijo...

Nihil obstat.

'

matercastissima dijo...

Gracias. Ya está publicado. Sólo he cambiado el título y añadido una declaración sobre el ecumenismo al final de su artículo. tomado de “MORTALIUM ANIMOS y puesto alguna foto:
puede verlo aquí: http://www.matercastissima.org/index.php/heterodoxos-doctrinales-y-morales/heterodoxiadoctrinal/espiritubose.html
No es necesario que publique esto, es sólo para agradecerle.

Anónimo dijo...

Padre, necesito preguntarle si es real lo afirmado en esa página "Lettera 43" acerca del reconocimiento "sacramentalmente válido" de esa iglesia anglicana por parte de Roma. ¿Está legitimada, como dice la nota?

Agradezco su respuesta.

Capitán J. Sparrow dijo...

Es que si todavía fuera una señora de buen ver...

Miserere mei Domine dijo...

Más que el principio del fin, este esperpéntico episodio no es más que el "continuose del empezose" (Mafalda dixit).

La Iglesia siempre ha estado asediada por este tipo de esperpentos y componendas mundanas. En cada época tenemos nuestros esperpentos particulares y no por ello la Iglesia tiene porqué perder el rumbo.

Un obispo depuesto es algo lógico cuando defiende doctrinas no católicas. Dialogar amigablemente con esperpentos anglicanos, debería entenderse únicamente desde la caridad.

Saludos :)